domingo, mayo 08, 2016

Ejmueisa_ Zahra Hasnaui

Cinco piedrecitas
trepan por la mano
perfilando acrobacias
de arena y sabiduría.
Por toboganes de marfil
se deslizan
conjugando complicidades.
Cinco piedrecitas,
de musgo amarillo,
tienden puentes
hacia el recuerdo baldío.

1 comentario:

Felisa Gontarski dijo...

Son las piedrecitas de ese juego maravilloso que recuerdo
de mi infancia.